Proyectos de microcervecería a medida   ¡Actualizado!


Proyectos de microcervecería a medida

La proliferación de microcervecerías  representa para  INVIA  un crecimiento necesario que nos acerca más al pequeño productor, aquel que desea que su producto sea un elemento que marque la diferencia entre  los grandes productores y el suyo.  Estas cervezas se caracterizan por ser más auténticas y un cuidado respeto por un más proceso natural.

Cuando hablamos de autenticidad en la cerveza, nos referimos al traslado del carácter que quiere imprimir elaborador al producto final.

Con la utilización de cereales diferentes a los habituales, procesos de fermentación de la cerveza, incorporación de nuevos elementos en las mismas, como toques afrutados, utilización de cereales que aportan sabores diferentes.  Hablamos de la elaboración de cervezas artesanas, donde evidentemente el trabajo comienza en la elección y  selección de los cereales.

En este tipo de cervezas se intenta plasmar la creatividad del elaborador  en su máxima expresión, por ello el proceso es lo más natural posible, empleando normalmente equipamientos como barricas de roble, depósitos de acero inoxidable, tinajas… de alta calidad.

Desde InVIA, siempre hemos estado con nuestros clientes y colaboradores acompañándolo en todos los procesos de cambio y transformación de sus instalaciones, en éste tipo de elaboración también hemos puesto nuestro empeño para aportar la máxima información sobre maquinaria y tecnología, adquiriendo la experiencia necesaria para poder asesorarles sobre los mejores productos para ello.

Para ello INVIA ha puesto al servicio de estos productores, un concepto de micro plantas más tecnificadas y automatizadas, que le aportan al elaborador un crecimiento más controlado y respetuoso con su producto, con un control absoluto sobre las cocciones.  Hemos desarrollado micro plantas semiautomáticas para ayudar a los elaboradores artesanos a mejorar las producciones mediante sistemas integrados de maquinaria profesional mejorando rendimientos y mejorando la calidad de elaboración de gama artesana alta. Por ello proponemos como muestra de este tipo de equipos la relación que presentamos, que muchas veces se utilizan también en producciones artesanales en bares o pubs.  Estos son algunos de los ejemplos que INVIA puede aportar al elaborador de cervezas artesanales.  Con procesos semiautomático, para la elaboración de las mismas.

 

 

Micro plantas para producciones de 150 litros

1. Sistema de molienda.

1. Molino malta 150 kg / H con caja Control

2. Sala de cocción de cerveza con 3 tanques.

   – Depósito de agua caliente, hervidor 150L, dotado de sistema de agitación.
-Depósitos 150L operación maceración y lavado, dotado de filtro inferior y agitador para facilitar el drenaje y lavado lo que reduce los tiempos de elaboración.
– Depósito de agua caliente.
– Bomba de agua caliente para desarrollar las operaciones.
– Intercambiador de Placas para el calor-frío 4 m2.
– Plataforma de trabajo conjunto completo inox.
-Tuberías completas inox y accesorios ISO: F38 1 juego.

3. Sistema de fermentación

   -Fermentadores isobáricos 150L 6 Unidades.
-Dispositivo de adición de levadura de 3L.
-Tuberías completas inox y accesorios ISO: F38 1 juego.
-Accesorios surtidos necesarios.

4-Sistema de refrigeración.

   -Tanque de agua con glicol 450L 1 ud.
-Equipo de frio 1,5HP 1 ud.
-Bomba de agua glicol 1 ud.
-Tuberías de enfriamiento con aislamiento D38 / D32 necesarias.

5- Sistema CIP.

   – Bomba de lavado.
– Tanque de lavado de licor alcalino /tanque de ácido 50L 1 ud.

6- Sistema de control

– cuadro digital Para todos los componentes 1 ud.

Micro plantas para producciones de 500 litros

 

1. Sistema de molienda.

1. Molino malta 150 kg / H con caja Control

2. Sala de cocción de cerveza con 3 tanques.

   – Depósito de agua caliente, hervidor 500L, dotado de sistema de agitación.
-Depósitos 500L operación maceración y lavado, dotado de filtro inferior y agitador para facilitar el drenaje y lavado lo que reduce los tiempos de elaboración.
– Depósito de agua caliente, Whirlpool.
– Bomba de agua caliente para desarrollar las operaciones.
– Intercambiador de Placas para el calor-frío 4 m2.
– Plataforma de trabajo conjunto completo inox.
-Tuberías completas inox y accesorios ISO: F38 1 juego.

3. Sistema de fermentación

   -Fermentadores isobáricos 500L 4 Unidades.
-Dispositivo de adición de levadura de 3L.
-Tuberías completas inox y accesorios ISO: F38 1 juego.
-Accesorios surtidos necesarios.

4-Sistema de refrigeración.

   -Tanque de agua con glicol 500L 1 ud.
-Equipo de frio 1,5HP 1 ud.
-Bomba de agua glicol 1 ud.
-Tuberías de enfriamiento con aislamiento D38 / D32 necesarias.

 

5- Sistema CIP.

   -Bomba de lavado.
-Tanque de lavado de licor alcalino / Tanque esterilización 1 ud.

6- Sistema de control

– Cuadro digital Para todos los componentes 1 ud.
En el proceso del enfriado del mosto INVIA aporta sus intercambiadores y aireación del mismo. Dado que la levadura sólo puede fermentar a bajas temperaturas, se debe enfriar el mosto caliente lo más rápidamente posible. Durante este proceso el mosto primeramente brillante se enturbia, debido a la formación del trub en frío que debe ser separado. Para una rápida realización de la fermentación se le debe suministrar de forma óptima aire a la levadura, sólo cuando este se encuentre a baja temperatura, de lo contrario se oxidaria el mosto, significando una importante pérdida de calidad de la cerveza final.

 El mosto que sale por el lateral del whirlpool ya limpio, debe ser enfriado de los 85ºC a los que se encuentra hasta la temperatura de fermentación (20ºC para ales y 12ºC para lagers) en menos de 45 minutos. Para ello, se hará circular a través de un intercambiador de placas de dos fases. Se utilizará agua de red (temperatura entre 8 y 20ºC) a través de la primera fase, que permitirá enfriar el mosto hasta 25-35ºC aproximadamente y se utilizará agua procedente de un enfriador de agua glicolada (temperatura de 0ºC) para alcanzar la temperatura óptima de fermentación. El circuito entre el mosto y el agua refrigerante funcionará a contracorriente para obtener un rendimiento mucho mayor. El agua procedente de red saldrá por el otro extremo del intercambiador a una temperatura aproximada de 60ºC, una vez hecho el intercambio calorífico. Se almacenará en algún depósito para su uso posterior en la limpieza y desinfección de equipos. En este momento, con el mosto ya enfriado a la temperatura de fermentación, es muy importante airearlo. Esto se consigue a través de un difusor de acero inoxidable instalado en la salida del intercambiador de placas, mediante un compresor de aire y un filtro para el aire de 0,2 micrones. Es importante que el aire entre en contacto con el mosto en forma de pequeñas burbujas, de ahí el hecho que se necesite un difusor.

Se instalará un intercambiador de placas desmontables de acero inoxidable INVIA para el enfriado del mosto. Constará de dos fases, para proporcionar un enfriado más eficiente.

A partir de este punto podemos utilizar barricas durante la elaboración de las cervezas artesanas.  La cerveza destinada a llenar un barril deberá escogerse dependiendo del carácter del barril (madera, vino, licor…). Se puede empezar con cervezas fuertes y conforme el barril pierda intensidad, utilizarlo para cervezas más finas. Si queremos utilizar nuestra barrica para realizar una guarda deberemos escoger cervezas a partir del 7% de alcohol, como barley wines, doble bock ,etc.Estas cervezas se beneficiarán de largos periodos de reposo ya que en su mayoría contienen maltas especiales cuya microoxidación producida a través de la madera, previsiblemente, les conferirá agradables aromas a frutos secos.
INVIA  en este punto nos aporta infinidad de productos para el trabajo con barricas, pistolas de llenado y vaciado, una amplia variedad para la limpieza y la desinfección de las barricas.

 

En definitiva InVIA puede aportar a los productores de éste tipo de cerveza artesana toda la maquinaria y soporte técnico que puedan precisar, como siempre ha sido en muchos campos de la enología desde 1912.